Qué es contumaz

Imagen de iconmonstr-gavel-1-240Según la Real Academia se trata de un adjetivo que califica a toda aquella persona que se declara en rebeldía. También remite a todo el que se obstina de forma terca en un parecer erróneo.

Es contumaz, igualmente, aquel que se empecina en mantener una actitud o ideas firmes descaminadas a pesar de recibir consejos o advertencias por su conducta.

Es contumaz el que persiste en mantener un comportamiento equivocado, aún a sabiendas de que le han advertido de su actitud fallida.

Quien opta por la obcecación sin dar su brazo a torcer es también contumaz en su proceder.

Quien se aferra a sus creencias sin contemplar otras posibilidades más razonables y sensatas recae de igual forma en un comportamiento contumaz.

El que rehúye y se aparta a otras perspectivas, descartando el aprendizaje producto de la relación con sus semejantes, también se predispone a la actuación contumaz.

Es contumaz quien permanece invariable, sin alteración, y siendo perjudicial para él o para los demás.

En derecho, resulta contumaz la persona que se niega a acatar una orden judicial o que no se presenta a una citación judicial.

En religión, contumaz es sinónimo de impenitente, es decir, aquel que se obstina en el pecado sin arrepentimiento, llegando a ser considerado un hereje.

En definitiva, la contumacia hace referencia a la obstinación en mantenerse en un error. Es contumaz el procesado que asume una actitud rebelde frente a la autoridad de Ley.

Antiguamente, la contumatia se producía cuando un procesado huía del tribunal que lo estaba juzgando, lo que, por aquel entonces, era una prueba de su culpabilidad.

Esta entrada fue publicada en Recursos en la red y etiquetada . Guarda el enlace permanente.