La Pistola de Rayos

pistolarayos4

Título: La Pistola de Rayos.
Autor: Philip K. Dick.

Editorial: Gigamesh.
Colección: Gigamesh nº 35.
Traducción: Albert Solé y Eva Feuerstein.
Primera edición: noviembre de 2005.
Número de páginas: 237.
ISBN: 84-96208-29-X.
Precio: 11,95 euros.

Texto de contraportada:

Lars Powderdry es diseñador de moda armamentística. Bendecido por el talento de médium, sus diseños permiten al Bloque Oeste mantener la frenética carrera de armamento con el Sector Este, en un constante equilibrio que, a través del miedo, asegura la paz en la Tierra… hasta que unos satélites alienígenas se sitúan en órbita y comienzan a volatilizar ciudades de ambos bandos.

La pistola de rayos destila un humor irreverente con el que Dick construye una sátira desquiciada sobre los sinsentidos de la Guerra Fría. El californiano emprende una de sus portentosas exploraciones de lo que constituye el tema centra de su obra: la paranoia vital, tanto individual como colectiva, y su inevitable vinculación con nuestra forma de interpretar la realidad.

Reseña de Jack Moreno:

La pistola de rayos era una de las pocas novelas de Philip K. Dick que aún permanecían inéditas en castellano. La editorial Gigamesh, que también reeditará en breve Tiempo desarticulado y Fluyan mis lágrimas, dijo el policía, ha sido la encargada de publicarla dentro de su colección.

Lars Powderdry es un diseñador de moda armamentística del Bloque Oeste. Mediante una serie de trances inducidos por fármacos y demás drogas, Lars penetra en un idios kosmos, un universo personal, que le faculta para desarrollar las armas que los militares necesitan para poder contrarrestar hipotéticos ataques del enemigo. Por supuesto, en el bando rival su homóloga Lilo Topchev trabaja de igual manera y en secreto.

El juego del espionaje entre las agencias de seguridad de ambos bloques, el robo de bocetos o la copia de diseños alimentan el miedo y la paranoia propia de la ficticia Guerra Fría en la que está ambientada la novela. Pero la competición y los recelos entre ambas potencias se ven interrumpidos con la llegada de unos satélites desconocidos que irrumpen sobre la Tierra.

La nueva amenaza común hace que los dirigentes del oeste y el este decidan unir sus fuerzas formando un equipo con sus dos mejores especialistas en armas —Lars y Lilo— para lograr construir un artefacto capaz de destruir los satélites, que ya han empezado a vaporizar ciudades.

Llegados a este punto de la novela, entran en acción los temores, ocultaciones, manipulaciones informativas y demás paranoias conspiratorias afines al universo dickiano. Resulta interesante remarcar la forma en que el autor californiano adelanta en esta novela algunas de las ideas que después desarrollaría en ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, como son la empatía o la disyuntiva respecto a la naturaleza de los semejantes (el dilema sobre quién es humano y quién androide).

Puntuación: 8/10
Novela recomendada por Jack Blade Runner Page.

Esta entrada fue publicada en Libros y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s