Bohemios del valle de Sesqua

Portada de Bohemios del valle de Sesqua

El sello La Biblioteca de Carfax anuncia el volumen Bohemios del valle de Sesqua del escritor norteamericano Wilum Hopfrog Pugmire.

Bohemios del valle de Sesqua nos traslada al valle secreto a los pies de los picos gemelos del monte Selta. A lo largo de los seis relatos que lo componen descubriremos los personajes de pueblan la ciudad de Sesqua y a los ingenuos mortales que son atraídos por el canto de sirena del propio valle.

  • Una carta sin voltear: una baraja de tarot lleva a Stanley Kaplan hasta el valle de Sesqua; investigando la Baraja Amarilla se verá atrapado por los sueños y los rituales de los hijos del valle.
  • Un éxtasis de miedo: Sarah llega al valle para visitar a su amigo Akiva, que lleva un tiempo viviendo allí, atraído por la obra del poeta William Davis Manly, desaparecido mágicamente. Su amigo ha caído bajo el influjo de la Esfinge.
  • Lugares impíos: diez breves textos, ambientados en Providence, componen este interludio poético que nos adentran en el universo de Pugmire y sus influencias en un claro homenaje a H. P. Lovecraft.
  • El esplendor de la cabra: La Cabra Negra de los Bosques con Mil Cabritos, el avatar de la deidad Shub-Niggurath, que atrae a Monique hacia la escultura Edith York y que reclama la vuelta de Simon Gregory Williams a la tierra de las sombras.
  • La búsqueda de un sueño: La tierra de los sueños está poblada por los noctívagos demacrados. Estos seres alados se convertirán en la obsesión del incauto Jonas Hobbs que busca soñar con ansia.
  • El extraño Oscuro: April Dorgan ha heredado la magnífica biblioteca de su abuelo, pero esta esconde volúmenes llenos de saberes arcanos y oscuros. Llegará a la ciudad de Sesqua para vendérselos a la bestia, Simon Gregory Williams y se verá atraída por la vida bohemia del valle, pero su intrusión en el valle despertará a Nyarlathotep y este reclamará a su favorito.

El volumen tiene 260 páginas, se edita a un precio de 19,50 euros y cuenta con una traducción a cargo de Érica Couto-Ferreira.