Cabos sueltos

Cabos sueltos
Rodolfo Martínez
Editorial: Sportula
Colección: Ciclo de Drímar 2
Ilustración de portada de Juan Miguel Aguilera
Diseño de cubierta de Alejandro Terán
Primera edición: septiembre de 2010
Número de páginas: 270
Precio: 13 euros
ISBN: 978-84-937877-3-8
Más info: Sportularium
Más info: Escrito en el agua

Texto de contraportada:

En Cabos sueltos asistimos a tres momentos del universo de Drímar:

Bailando en la oscuridad: Roy Córdal, un detective privado de Neoyorquia, se ve envuelto en un caso de drogas que involucra a los alumnos de un instituto y cuyas repercusiones pueden llegar a lo más alto (Finalista del Premio Asturias Joven de Narrativa 1994).

El robot: La Corporación Cibernética desarrolla un robot con las Leyes Asimov. Córdal será llamado para investigar el crimen, aparentemente imposible, cometido por el robot (Premio Ignotus 1996 al mejor relato).

Este relámpago, esta locura: Un sacerdote con una crisis de fe, un ciberpirata sin inhibiciones, un adolescente que es mucho más de lo que parece… y una orden religiosa que parece haberse propuesto crear su propio dios (Premio Ignotus 2000 a la mejor novela corta).

Con Cabos sueltos, Sportula continúa la recopilación en cuatro volúmenes de la ciencia ficción de Rodolfo Martínez ambientada en Drímar, el universo ficticio con el que Rodolfo se dio a conocer a los aficionados al género en los años noventa.

Publicadas originalmente de un modo disperso —y, en algún caso, inéditas—, esta edición pretende agrupar las distintas narraciones de este ciclo de un modo temático y (allí donde ha sido posible) cronológico.

Con historias que beben del policiaco, el mejor thriller y la ciencia ficción, Rodolfo Martínez sigue dando forma en Cabos sueltos a su escenario de Drímar.

Reseña de Jack Moreno:

Cabos Sueltos es el título del segundo volumen de un total de cuatro —El Carpintero y la lluvia, Cabos sueltos, Jormungand y Bifrost— en donde el escritor asturiano Rodolfo Martínez recopila la obra hasta ahora dispersa de su universo de ciencia ficción de Drímar. Para ello prosigue con su proyecto Sportula de impresión bajo demanda y que inició con su novela El adepto de la reina.

El ciclo de Drímar se extiende a lo largo de un enorme periodo de tiempo que tiene como precedente la profunda crisis política de finales de los años ochenta y la radicalización de la Iglesia Católica a comienzos de los noventa. La Era del Solitario, que arranca en el año 1992, se inicia con disturbios, represiones, guerras civiles y conflictos nucleares. A lo largo de 790 años, este primer periodo está presidido por la llegada de El Solitario y de Robert Álbrez y sus sucesores, y de su unión con la comunidad sayta, una orden escindida de la Iglesia Católica. El feudo de El Solitario comienza a extenderse por Europa y América, colonizando y suprimiendo la barbarie que había aparecido por todas partes. Entre tanto, la Orden de los Soyatus desarrolla en Neoyorquia el primer modelo de robot con las Leyes Asimov.

A este periodo pertenecen los relatos “Bailando en la oscuridad” y “El robot”.

Bailando en la oscuridad: El detective privado Roy Córdal es contratado para investigar el fallecimiento de una alumna por sobredosis de cocaína en un instituto de Neoyorquia. Pese a resultar mucho más fácil introducir droga sintética dentro de los centros de enseñanza de la ciudad, alguien parece muy interesado en captar a nuevos y jóvenes adictos a la coca.

Aunque más acostumbrado a resolver desapariciones, Córdal decide aceptar el caso. Clara parecía una estudiante modelo, pero escondía una doble vida: de noche trabajaba en un club, de bailarina. Toda una serie de extraños asesinatos se van sucediendo en torno a las amistades que tenía la joven colegiala. Córdal observa como el caso se le empieza a ir de las manos cuando todo parece apuntar al mismísimo duque Nicolás Álbrez, un pez demasiado gordo incluso para Córdal.

El Robot: En este relato Rodolfo Martínez rinde homenaje a su idolatrado Isaac Asimov y a sus relatos de robots, a vueltas con los eternos problemas de discernimiento respecto a las tres leyes de robótica. Así pues, el detective Córdal afronta la complicada tarea de introducirse en la mente de un robot con Leyes Asimov que ha cometido un asesinato.

Este relámpago, esta locura: El profesor De Charden recibe el encargo de educar a Karl Kennington, aunque la verdadera intención del Círculo Interno es espiar a este joven superdotado y tenerlo controlado. Martínez elabora una narración a dos voces entre de Charden y Cara, una hacker que se expresa a través de breves recuerdos.

El volumen se completa con el apéndice Una cronología de Drímar.

Cabe destacar la magnífica portada del escritor y dibujante valenciano Juan Miguel Aguilera.

El propio Rodolfo Martínez explica y muestra el proceso creativo de la ilustración en la galería de imágenes de la web de sportularium, comentando los cambios en las distintas versiones.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Ciencia Ficción, Libros y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s